Horas de tensi贸n. Diciembre

18 de Diciembre, jornada intensa, una Ley y mucha violencia

Fecha significativa para nuestro pa铆s, muy cerca del 19 y 2o de diciembre, pero sin temor a ello, confiando, como ya es caracter铆stica de esta gesti贸n de Gobierno Nacional, en que las cosas le van a ser favorables, vivimos una jornada conflictiva m谩s. Una jornada muy triste.

Est谩bamos equivocados quienes pens谩bamos que el Gobierno dio un mal paso al mandar ahora los proyectos. Con el 鈥渄iario del lunes鈥 (o para ser m谩s espec铆ficos, del martes) vemos las repercusiones de lo que fue la jornada en la que se convirti贸 en Ley uno de los proyectos m谩s ambiciosos y pol茅micos de Cambiemos.

Las marchas en las calles, 煤nico lugar donde la oposici贸n se une para manifestarse contra una de las medidas que intenta en el Congreso y con los n煤meros justos, el Gobierno aprobar.

El contraste fue fuerte: afuera manifestantes y polic铆as, enfrentados. Adentro del Congreso: sesi贸n, 鈥渄ebate鈥. En conjunto a nadie puede alegrar este contexto. Vuelven los recuerdos de 2oo1. Vuelven los peores recuerdos de historia que nos empecinamos a no dejar atr谩s.

La premura por sacar la ley 鈥渃ueste lo que cueste鈥 hizo que a pesar de lo que se viv铆a afuera, el caos, continuar谩 la sesi贸n. De hecho Monz贸 pidi贸 un cuarto intermedio para analizar la situaci贸n a poco de iniciar el encuentro y volvieron con la idea de que la polic铆a lo iba a controlar.

Tan pol茅mica, tan conflictiva esta ley que provoca muchas cosas.

Mucha incertidumbre. Como todos estos 煤ltimos d铆as. La polic铆a sin responder, llevando hasta m谩s all谩 del l铆mite esa espera para responder. Con la idea de dejar en evidencia quienes eran los violentos.

La marcha, la manifestaci贸n en si empa帽ada por los violentos de siempre. Los destrozos ni hace falta que nosotros los mencionemos, lo hemos visto a lo largo de la tarde. Qu茅 cambio del jueves (primer intento de tratar el controvertido proyecto) al lunes. No hab铆a cambiado mucho. Sustancialmente no hab铆a mucho cambio. El enfrentamiento era previsible. Los destrozos eran previsibles. El Gobierno obviamente lo sab铆a. Dejaron que suceda. Todo en manos de la polic铆a de la ciudad en esta oportunidad, desguarnecida, desbordada y siendo ellos los que recib铆an la agresi贸n, sin repeler, no autorizados a usar las armas ni a reaccionar.

Y el no responder era parte de la estrategia nueva, asi como cambiar a Patricia Bullrich tras recibir tantas acusaciones de 鈥渕ilitarizar鈥 la zona del congreso. Ayer sigui贸 de cerca el despliegue policial el Jefe de Gobierno porte帽o, Horacio Rodr铆guez Larreta. 聽Se sosten铆a la idea de no responder para evidenciar la violencia del otro sector. De los manifestantes.

Mauricio Macri en conferencia de prensa habl贸 de 鈥渃onsensos b谩sicos鈥 estos que pact贸 con los Gobernadores. Hablo de sus m谩ximas, 鈥淩educir la 聽pobreza y crecer鈥. Hablo de un pa铆s federal. Sobre 鈥渓a falta explicaci贸n de su gesti贸n de la medida impulsada, sobre la reforma previsional espec铆ficamente dijo 鈥渟iempre se puede mejorar en t茅rminos de comunicaci贸n鈥

Despu茅s de lo vivido en la jornada de la sanci贸n, es claro que se trata de una ley impopular. Que toca los bolsillos de los jubilados y los que reciben las asignaciones familiares. No hubo consenso con los sectores, solo un acuerdo con gobernadores que tambi茅n fue criticado.

Lo cierto es que todo esto que a muchos nos parece innecesario, inoportuno, y equivocado hoy tiene fuerza de ley, pero fue el mejor momento para hacerlo. Porque esperar al pr贸ximo a帽o donde con los 谩nimos renovados post vacaciones hubiese empeorado las cosas. El conflicto hubiera sido quiz谩s mayor.

Tras 12 horas de debate, protestas desatadas en todo el pa铆s y el aporte de los diputados ligados a los gobernadores, se sancion贸 la ley de Reforma previsional.

Cambiemos logr贸 uno de sus objetivos a pesar de todo el conflicto, toda la violencia desatada, los cacerolazos y el malestar social manifiesto. Cu谩l ser谩 el costo. Ahora empezara el control de da帽os, que a juzgar por los dichos del Presidente, a pesar de dar la sensaci贸n de haber perdido el control de las calles y no haber sabido c贸mo manejar a los violentos, de exponer peligrosamente a la Polic铆a de la Ciudad 鈥渁fuera鈥 mientras expuso tambi茅n a sus aliados 鈥渁dentro鈥 (Habr谩 que ver el costo pol铆tico real para estos actores involucrados: Gobierno, Gobernadores, Legisladores) a juzgar por la perspectiva expuesta de Mauricio Macri, se conf铆a en que las fiestas traer谩n olvido y este no ser谩 sino que un cap铆tulo m谩s de nuestra pol铆tica. 聽

La 鈥淐ompensaci贸n鈥 ha sido firmada por decreto. Debemos esperar a 2o18 para ver c贸mo se desenvuelve la nueva disposici贸n. La casa esta en orden.