Sin pausas: Tareas de prevención contra el dengue en el interior

En el marco de la férrea campaña contra el dengue que hace años viene desplegando la provincia, prosiguen sin pausa y de manera programada en las localidades del interior fumigaciones preventivas, descacharrizados, entrega de material gráfico y repelentes a los vecinos, con el objetivo de evitar la presencia y el desarrollo del aedes aegypti.

Un ejemplo de ello se da en la localidad de El Espinillo, donde su intendente Carlos Sotelo expuso: “Desde el Gobierno provincial nosotros hemos tenido varias reuniones y justamente ha sido el mismo gobernador, el doctor Gildo Insfrán, quien nos ha instruido que prestemos especial atención a este tema”.

“Por ese motivo, hemos tenido diferentes reuniones con autoridades del Ministerio de Desarrollo Humano, como ha sido con el ministro José Luis Décima, y en el Concejo Deliberante de Laguna Blanca, donde hemos participado los intendentes de la zona norte del territorio”, puntualizó.

Abundó diciendo el jefe comunal que “también se sumaron concejales, autoridades que tienen diferentes funciones dentro de la cartera de Desarrollo Humano y la Policía de la provincia”.

De esta manera, “seguimos esta línea de trabajo, desde la Municipalidad de El Espinillo, en conjunto también con el hospital, la Policía y la comunidad toda”.

En ese sentido “se han organizado las brigadas sanitarias que se componen básicamente de tres pilares fundamentales, donde en un primer orden personal idóneo que realiza la difusión, la sensibilización y el relevamiento”, considerando esta tarea “fundamental”, pues “se difunde qué es esta enfermedad, cómo se transmite y cuáles son las cuestiones a tener en cuenta”.

Al aludir a la sensibilización del tema, Sotelo hizo notar que “es realmente primordial que toda la comunidad debe tomar real dimensión de la peligrosidad que puede tener mantener en los patios tarros o cualquier objeto que pueda alojar agua y se configuren en potenciales lugares de cría del mosquito”.

En cuanto al relevamiento dijo que “es muy importante porque la información recabada nos arroja cómo están los barrios, cuáles son las manzanas donde hay patios en los que hay que realizar la descacharrización o alguna limpieza”.

“Los otros pilares se conforman con las cuadrillas que realizan el descacharrizado, es decir, las que retiran todos esos elementos que pueden ser criaderos del vector, y por otro lado, las cuadrillas que efectúan la fumigación”, apuntó.

Por último, el jefe comunal puso de relieve que “trabajamos en forma articulada con el Ministerio de Desarrollo Humano, el personal del hospital de El Espinillo, la Policía de la provincia, ya que es importante el acompañamiento de todos los actores institucionales en la lucha contra el dengue”, finalizó.