Ronaldo, condenado por fraude fiscal: evitó la cárcel pero deberá pagar una multa

El jugador portugués Cristiano Ronaldo fue condenado este martes a 23 meses de cárcel, una pena que no deberá cumplir, y una pesada multa por cometer fraude fiscal mientras jugaba en el Real Madrid, anunció el tribunal en Madrid a cargo del caso.
La Audiencia Provincial de Madrid sentenció al atacante, traspasado en julio pasado del Real Madrid a la Juventus, pero sustituyó esa pena por una multa de 365.000 euros.
Adicionalmente fue condenado a pagar una multa de 3,2 millones de euros, pero la sentencia no detalló si dicha suma es parte de los 18,8 millones de euros que Ronaldo acordó en junio pasado pagar al fisco español para cerrar su expediente. Contactado por la agencia AFP, el fisco declinó dar información sobre un particular.
Ante un despliegue mediático de periodistas y reporteros gráficos sin precedentes en la Audiencia Provincial de Madrid, el exjugador del Real Madrid llegó a las 9.35 (hora española) en una camioneta negra acompañado de su pareja, Georgina Rodríguez.
Vestido de negro, con gafas de sol y sonriente, el futbolista ha firmado algún autógrafo y debió pasar entre los periodistas luego de que no le permitieran ingresar a la Audiencia de Madrid entrar por el garaje, como sucedió cuando declaró el 31 de julio de 2017 en el Jugado de Instrucción número 1 de Pozuelo de Alarcón.
Ya en las instalaciones judiciales, el portugués ha permanecido en un cuarto junto a su pareja hasta que media hora después de su llegada, a las 10.05, fue llamado a la Sala para que diera comienzo la vista oral.
Han sido apenas cinco minutos de juicio en los que el jugador se ha limitado a responder “sí” cuando le han preguntado si admite los hechos de que le acusan y por los que acepta el acuerdo con la Fiscalía y Hacienda que evitará que ingrese en prisión.
Tras ello, ha permanecido unos minutos más en las dependencias judiciales hasta que a las 10.24 abandonó la Audiencia de Madrid de la mano de Georgina y más sonriente aun si cabe que cuando llegó. “Ya está, ya está”, ha respondido el jugador nada más salir por la puerta cuando ha sido preguntado sobre si ya había saldado cuentas con la justicia española.
Como era de esperar, Ronaldo no se ha parado para hacer declaraciones ante la prensa, que llevaba horas esperando en la entrada de la Audiencia Provincial, y se ha limitado a agregar que todo ha transcurrido “perfecto” cuando le han preguntado de nuevo antes de subirse a la camioneta.
Ronaldo se suma así a otros de futbolistas como Luka Modric, Marcelo, Radamel Falcao, Angel Di Maria o Javier Mascherano, que también han incurrido en delitos contra la Hacienda Pública y han llegado a acuerdos con la Fiscalía de cara a reducir posibles penas.
El Ministerio Público cifró en un primer momento en 14,7 millones de euros el fraude tributario y tras el acuerdo con Ronaldo lo rebajó a 5,7 millones de euros, si bien éste deberá pagar casi 19 millones entre intereses y multas.
En el acuerdo, la Fiscalía asegura que el jugador portugués se aprovechó de una estructura societaria creada en 2010 para ocultar al fisco las rentas generadas en España por los derechos de imagen, algo que supone un incumplimiento “voluntario” y “consciente” de sus obligaciones fiscales en España. Y añade que Ronaldo presentó en su declaración del IRPF de 2014 una rentas de fuente española entre 2011 y 2014 de 11,5 millones de euros, cuando las rentas verdaderamente obtenidas fueron de casi 43 millones de euros.
Por último la Fiscalía señala que Ronaldo no incluyó “voluntariamente” unos ingresos que Hacienda cifra en 28,4 millones de euros por derechos de imagen a otra sociedad a la que ya había cedido estos derechos entre 2015 y 2020 llamada Adifore Finance LTD que sólo operaba para territorio español.