La Corte Suprema ya firmó 1400 expedientes para ampliar el impacto de un fallo que favorece a jubilados

Mientras define su agenda para el primer trimestre del año, con temas sensibles en el medio como la re-reelección en La Rioja, la Corte Suprema de Justicia de la Nación avanzó con la firma de 1.400 expedientes para ampliar el impacto de un fallo que favorece a jubilados. Se trata, justamente, de una de las sentencias más importantes del cronograma que estableció a fines del año pasado.
El 18 de diciembre, con el voto mayoritario de los jueces Ricardo Lorenzetti, Juan Carlos Maqueda y Horacio Rosatti (el llamado “trío peronista”), el Máximo Tribunal decidió que se utilice una fórmula más beneficiosa que la que pretendía la ANSeS para calcular haberes e indemnizaciones de jubilados que hicieron juicio al Estado. Fue en un caso testigo, el de Lucio Orlando Blanco.
Como adelantó Clarín entonces, el fallo tenía un correlato directo con otros 11.766 juicios similares que habían llegado hasta la Corte. Esos son los que empezaron a firmar los jueces en sus dos primeros acuerdos de febrero, tras la feria judicial.
“Se firmaron 400 en el primer acuerdo y 1.000 ayer (por el martes)”, explicó una fuente judicial. Y amplió: “Esto se pudo hacer porque en enero, la Secretaría Previsional de la Corte, a cargo de Mónica Zito, preparó todos los expedientes. A este ritmo, en dos meses o dos meses y medio, los casi 12.000 expedientes deberían estar listos”.
Una vez que el fallo queda firme, la ANSeS tiene 120 días para pagar. Según los cálculos de los especialistas, gracias a la sentencia, a Blanco le correspondería un haber un 31% superior al que le ofrece la ANSeS con la Reparación Histórica. Y una retroactividad un 50% mayor por la acumulación de esas diferencias a lo largo de 15 años.
Pero además de estos 11.766 expedientes, el alcance total de la decisión podría extenderse a 150.000 casos en todo el país, cuando aquellos jubilados que también encuadren en esas condiciones inicien o aceleren sus expedientes en la Justicia. la ANSeS prometió no apelar para no seguir entorpeciendo el proceso.
Respecto a la agenda de la Corte para lo que resta de febrero, marzo y abril, que debiera hacerse pública según se habían comprometido, aún no hubo acuerdo entre los cinco jueces (además de los mencionados, el presidente Carlos Rosenkrantz y la vice Elena Highton de Nolasco). Los temas que están dando vueltas, en año electoral, son por demás calientes: desde la mencionada re-reelección del gobernador peronista Sergio Casas, a prisiones domiciliarias para condenados por lesa humanidad. También, reclamos millonarios de provincias como San Luis y Santa Fe contra Nación, y otras demandas de jubilados.