Hubo mayor tráfico en los cruces de Posadas e Irigoyen

Uno de los que tuvo un notable incremento en los cruces de personas fue en el paso San Roque González de Santa Cruz. Hasta ayer por la tarde-noche hubo un ingreso de 340 personas a la Argentina, mientras que 428 personas egresaron hacia el Paraguay.

“De a poco va subiendo la dinámica de los cruces”, destacó ayer Blas Arzamendia, jefe de Control Migratorio del Departamento Itapúa, en el análisis comparativo con el primer día de la reapertura. Es que, como informó este matutino, el martes cruzaron 99 personas desde Paraguay y 180 desde la Argentina.

Asimismo, precisaron que muchos de los ingresos y egresos de la Argentina fueron mayoritariamente para el reencuentro entre familiares, ya que muchos quedaron varados de uno y del otro lado de la frontera por el cierre de los pasos internacionales para turismo y tránsito vecinal durante 582 días, como medida para evitar el avance de la pandemia de coronavirus en el país.

En tanto, en Irigoyen también se observó ayer un notable incremento en los cruces respecto del primer día, en que el sólo cinco personas habían pasado desde Brasil a la Argentina y no hubo pases desde Irigoyen hacia Dionisio Cerqueira.

Pese a que ayer desde Migraciones afirmaron que el movimiento fue mayor, aunque sin precisar números, aún no impactó en el ámbito comercial.

En una recorrida que realizó ayer este matutino por los comercios de Irigoyen, en la mayoría, sus dueños o encargados mencionaron que aún no han notado grandes cambios en el segundo día de frontera abierta. Algunos mencionaron que tuvieron de uno a tres clientes brasileños. Sin embargo, más allá de los controles de la Gendarmería Nacional, muchos de los datos no se pueden relevar porque hay muchas personas que aún continúan realizando cruces de manera clandestina.