Hoteleros firmaron convenio de corresponsabilidad

    En el marco de la apertura progresiva de actividades permitidas, la Asociación Hotelera y Gastronómica de Formosa firmó esta semana el acuerdo de corresponsabilidad con el Gobierno provincial.

    De esta forma, se dará la apertura de establecimientos hoteleros en toda la provincia, cumpliendo el protocolo COVID-19 ya exigido en el resto de los rubros habilitados.

    El objetivo del protocolo es “reducir el riesgo de contagio y propagación del virus COVID-19, en el marco de la pandemia que afecta a la población mundial” y el compromiso de los empresarios fue ajustarse a él, con el propósito de “generar una transformación cultural, tendiente a adoptar buenas prácticas de higiene que perduren en el tiempo”.

    El protocolo comprende a todas aquellas personas físicas o jurídicas que desarrollen actividades hoteleras en la Provincia de Formosa, durante el período de aislamiento social, preventivo y obligatorio dispuesto por el Gobierno Nacional a través del Decreto N°297/2020 y en todo momento que se requiera la implementación de las medidas preventivas.

    En cuanto al personal de la actividad, deberá contar con el permiso de circulación y su desplazamiento deberá limitarse al estricto cumplimiento de las actividades y servicios permitidos. El trabajo será diagramado de tal forma, que permita el distanciamiento social.

    “Los establecimientos deberán ofrecer información detallada al huésped y clientes mediante folletos, cartelerías visibles, notas, etc., respecto a los procedimientos internos que se llevan a cabo en cada lugar para garantizar la seguridad y calidad del servicio que se ofrece”, señala el protocolo.

    Personal

    En esta primera etapa se recomienda como medida preventiva antes de ingresar al puesto de trabajo, realizar un control diario del estado de salud de los trabajadores, tanto al ingresar como al finalizar la jornada laboral.

    El personal que ingrese al establecimiento deberá hacer uso obligatorio del barbijo tapa boca y nariz, gafas de seguridad o lentes, en todo momento y mantener el distanciamiento social de 2 metros de acuerdo a la normativa de la Organización Mundial de la Salud.


    Además, se le tomará la temperatura, y en el caso de superar los 37.5 °C,  se debe impedir el ingreso y aislarlo del contacto del resto, y posteriormente comunicar la situación al servicio de emergencia N° 107.

    Huéspedes

    El protocolo prevé informar las medidas preventivas que el alojamiento toma para preservar su seguridad y salud. Se deberá establecer un lugar específico para la espera de su check- in t  check- out y asegurar la entrega de llaves tarjetas magnéticas y controles remotos previamente desinfectados.

    Al momento del ingreso, se deberá tomar la temperatura  previendo medidas de higiene. En el caso de superar los 37.5 °C,  se debe impedir el ingreso y aislarlo del contacto del resto y posteriormente comunicar la situación al servicio de emergencia N° 107.

    Deberá contar con punto de desinfección específico, proveer de alcohol en gel, alcohol al 70% al ingresar o bien un sanitario del lugar para el correspondiente lavado de manos con agua y jabón y papel descartable para el secado de manos, disponer de cesto de residuos con pedal, entre otros puntos.

    Ojeda

    El presidente de la asociación hotelera, Ronny Ojeda, señaló que seguramente abrirán todos los hoteles de la provincia, con excepción de los más grandes que por una cuestión de estructura, no lo harán por el momento.

    El empresario precisó que el protocolo fue presentado al Consejo de Atención Integral de la Emergencia COVID-19 y consensuado, tras lo cual firmaron el acuerdo de corresponsabilidad, y están listos para iniciar la actividad.

    “A las oportunidades cuando se presentan, hay que aprovecharlas, esperábamos por los gastronómicos, hacemos fuerza por eso, pero aprovechamos esta oportunidad”, consignó Ojeda.

    Sostuvo que desde el gobierno provincial, “nos pidieron responsabilidad, cooperar en casos de temperatura alta, que se llame al 107. Es un compromiso de  corresponsabilidad que se cumplan las medidas de protocolo estricto sanitario, con la seguridad, higiene y limpieza”.

    Comentó que los establecimientos funcionarán al 50% de su capacidad, y podrán brindar desayuno por ejemplo, con una distancia entre mesas de dos metros. “Lo importante es que se podrá servir, estará habilitado dentro del establecimiento, es algo que ayuda, porque era una complicación que el pasajero tenga que comer en la habitación”, precisó.

    Describió que la habilitación, “incluye a todos los tipos de alojamiento, estamos trabajando con las cabañas, para ir activando estos alojamientos que se irán incorporando, recibiendo los pedidos, esperemos que este fin de semana arranquemos con algo, supongo que Herradura andará bien, porque es un consumo netamente interno”.


    Consideró que entre los posibles pasajeros de los hoteles se encuentra “gente que viene a hacer trámites, diligencias, compras, y la gente que va al interior, a los hoteles del interior”.

    Estimó que la mayoría de los establecimientos hoteleros abrirán sus puertas una vez que pongan en condiciones los edificios para cumplir con el protocolo COVID-19.