En Neuquén evalúan medidas para mitigar la sequía

Uno de los puntos tiene que ver con que habrá una disminución en la oferta forrajera en los campos, a raíz de las escasas precipitaciones y nevadas.

NEUQUÉN (NAP) Los pronósticos climáticos, poco alentadores por la sequía que se avecinaen el norte de la Patagonia derivó en la declaración de la emergencia hídrica por parte de la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas (AIC) y en reuniones de autoridades provinciales para hacerle frente y mitigar su impacto.

“El abordaje va a estar básicamente por tres puntos. Uno es la incidencia de la sequía sobre la producción, principalmente estamos hablando de la producción ganadera, pero no es la única”, informó el ministro de Producción e Industria, Facundo López Raggi.

Los otros dos aspectos son su impacto en mayor riesgo de incendios y la provisión de agua potable para algunas localidades que “se abastecen de vertientes y que van a necesitar seguramente alguna asistencia en todo este proceso”.

Indicó que la cuenca del río Neuquén, que es fundamentalmente nivea, está bajo “en un 60-80% de la normalidad, mientras que la del Collón Cura y la del río Limay que se alimentan más bien de lluvia están aproximadamente un 40-50% abajo. Es decir, vamos a tener una situación compleja en la provincia, sobre la cual ya estamos trabajando”.

En este contexto, el ministerio de Producción e Industria convocó a una reunión del Comité Provincial de la Ley 3117 que establece el Sistema Provincial para la prevención y mitigación de emergencias y/o desastres agrarios.

El río Neuquén se encuentra al 60% de su caudal d agua. El río Limay se ubica en un 50% de su caudal hídrico.
Se abordó la elaboración de un documento en el cual se propondrá la declaración de emergencia agraria a Provincia y Nación. En la reunión estuvieron presentes CAPCI, Sociedades rurales del Neuquén y del norte, AIC, Recursos Hídricos, Mercado Concentrador y Corfone, entre otros.

La subsecretaria de Producción, Amalia Sapag, destacó que hay herramientas generadas e implementadas que permitieron actuar con previsibilidad, como las ventas conjuntas de animales para la descarga de los campos, el trabajo de técnicos por cambiar cuestiones culturales, el Incentivo Ganadero y el Plan Ganadero Bovino provincial.

En el encuentro se advirtió que la situación climática impactará en la oferta forrajera y se planteó un cambio inminente en el paradigma productivo mediante un trabajo articulado entre los actores, indicó el diario Río Negro.

“Los conceptos que se están volcando nos piden un cambio de paradigma en lo que se está haciendo a nivel producción. Un cambio de visión de lo que es la ganadería extensiva en la provincia, que también afecta a provincias vecinas. En ese sentido, desde la Comisión Directiva vemos con muchísima preocupación, además de los escenarios climatológicos, los de mercado frente a los cierres de exportación”, señaló el presidente de la Sociedad Rural del Neuquén, Diego García Rambeau (Noticias AgroPecuarias).