ECONOMÍA. Italia entró en recesión técnica

La economía italiana registró una caída de 0,2% en el cuarto trimestre de 2018 y entró en recesión técnica, anunció hoy el Instituto Nacional de Estadísticas (Istat), pero el gobierno confía en un relanzamiento con las medidas del presupuesto de este año.

 

Se trata del segundo semestre consecutivo de caída tras el -0,1% del período julio-septiembre, según datos oficiales provisorios, con lo cual el país entró en recesión técnica.

 

En relación con el cuarto trimestre de 2017 el PIB aumentó 0,1% y se trata del peor resultado de los últimos cinco años. Según el Istat, para hallar una caída similar se debe retrotraer al cuarto trimestre de 2013 cuando el PIB descendió 0,2%.

 

El ente oficial de estadísticas informó que la variación coyuntural es la “síntesis de una disminución del valor adjunto en el sector de agricultura, silvicultura y pesca y en el de la industria y de una sustancial estabilidad de los servicios”.

 

En cuanto a la demanda, el Istat precisó que “es una contribución negativa del componente nacional y un aporte positivo del componente externo neto”.

 

De acuerdo al Banco Central Italiano y al Fondo Monetario Internacional (FMI) en 2019 la economía no crecerá más del 0,6%.

 

Mientras tanto, el gobierno se mostró confiado en que las medidas aprobadas en el Presupuesto 2019 bastarán para reactivar la economía, como el subsidio a las familias afectadas por el desempleo y de menos recursos.