Coronarivus en Argentina: “El número de casos viene por debajo de lo que estábamos esperando”, dijo Ginés González García

Con 15 muertes y más de 500 casos confirmados, el avance del coronavirus se viene analizando minuto a minuto y según afirmó hoy el ministro de Salud, Ginés González García, “el número de casos viene por debajo de lo que estábamos esperando”.

“Hay que felicitar a todos los argentinos que están cumpliendo con la cuarentena, hay algunos que todavía no la cumplen y les pedimos que entiendan que es por el bien de todos”, expresó el funcionario.

En Casa Rosada se barajan diferentes escenarios, sin embargo aún es temprano para decir, a ciencia cierta, qué proyección será la más acertada en torno a la pandemia. En ese sentido, Ginés González García marcó que “el número de casos registrados viene por debajo de lo que veníamos previendo”.

“Los primeros resultados de esta cuarentena los vamos a ver recién después del 31 de marzo, cuando podamos analizar si se mantiene una curva bien aplanada”, dijo.

Y explicó que “la estrategia es ganar tiempo para que se preparen mejor los servicios sanitarios, que el pico de demanda no sea tan alto, que los casos sean los menos posibles y extendidos en el tiempo”.

González García dijo que desde el Gobierno se está mirando qué acciones toman otros países para estudiar si son aplicables en la Argentina. “El mundo en general reaccionó tarde y nosotros pudimos tomar medidas desde antes de registrar el primer caso e ir de manera gradual hasta esta cuarentena”.

“Dentro de las hipótesis el pico de coronavirus en Argentina lo teníamos en la segunda quincena de abril, pero como lo estamos ralentizando quizá sea más adelante, aunque eso tiene que ver con cómo se vaya propagando el virus”, explicó.

Los respiradores artificiales son otro tema que genera preocupación de cara al avance de la pandemia. El ministro contó que “Argentina tenía una capacidad muy limitada de producción de respiradores” y que se pusieron en contacto con las tres fábricas y la más grande, que concentra el 80% del mercado, “contó que tenía una demanda de 2500 unidades para el sector público y 1200 para el sector privado con una capacidad de producción de 80 por semana que ahora se llevó a 100 y que la distribución era según quién pagaba primero”.

“Ante este escenario, decidimos comprar toda la producción nosotros para distribuirlos de acuerdo a las necesidades, por ejemplo, atendiendo a Chaco que hoy tiene un escenario más avanzado que otros lugares del país”, dijo.

Fuente: Télam