Toda una familia bajó de peso y transformaron sus cuerpos

Jesse, su esposa, su papá y su mamá -toda la familia Ding- encararon la balanza y se pusieron como objetivo bajar de peso. El resultado es increíble y las fotos con el cambio corporal de los cuatro ya recorren el mundo.
El disparador de esta movida familiar fue un momento de depresión que tuvo el papá de Jesse, luego de algunos fracasos familiares. Entonces el fotógrafo de 31 años encaró a su padre y le propuso cambiar su estilo de vida para salir del pozo.
Lo que no esperaba era que su madre y su esposa, que en ese momento estaba embarazada, se sumaran a esta iniciativa. El resultado fue notable y cada diez días el proceso se fue registrando con distintas fotos que Jesse publicó en las redes sociales.
El plan de entrenamiento comenzó el 10 de marzo del año pasado y terminó el 30 de septiembre, aunque una vez logrado el objetivo ninguno dejó de cuidarse. Vale aclarar que el cambio no fue de un momento al otro y que el trabajo fue progresivo ya que primero realizaron caminatas largas, luego comenzaron a correr y finalmente se anotaron en el gimnasio.
Los Ding son una familia común de Xiamen, en la provincia de Fujian y al sudeste de China y hoy son referentes internacionales de la buena salud. Incluso Jesse publicó en Facebook un video en el que afirma que su padre cambió su humor y toda la familia vive otro presente.
La pregunta que surge es: además del ejercicio, ¿en qué consistía la dieta? Jesse remarcó que la comida hecha en casa resultó fundamental: “Una cosa que es muy importante para mí es tener comidas juntas, como una familia. Comida casera, no comida rápida. Esto ayuda mucho”.