Tareas contra el vector del dengue, chikungunya y zika

El Ministerio de Desarrollo Humano provincial por medio de un equipo técnico y móviles especiales realiza de manera programada intensas jornadas de fumigación y promoción en el marco de la Campaña contra el vector del dengue, chikungunya y zika, en el oeste provincial, con tareas espaciales que apuntan a eliminar al mosquito Aedes aegypti.

Tanto en horas de la mañana como en horas de la tarde móviles que cuentan con equipamientos especiales para el fumigado recorren calles, pasajes y otros espacios públicos de la localidad de Ingeniero Juárez y en las comunidades barrio Obrero, San Cayetano, entre otras. Asimismo, se realizaron similares tareas en localidades como General Mosconi, El Potrillo, Los Chiriguanos, entre otras.

“Completamos una nueva jornada de la campaña para evitar la presencia del vector de estas enfermedades. El trabajo es llevado adelante con refuerzos enviados desde el nivel central de la cartera sanitaria provincial, en forma conjunta con los equipos locales”, señalaron responsables del operativo.
Y explicaron que la modalidad de prevención espacial tiene el objetivo de eliminar al mosquito Aedes aegypti en su fase adulta, mediante el rociado de insecticidas en los horarios en que el insecto tiene mayor actividad: temprano en la mañana y al atardecer.

Profesionales del ministerio de Desarrollo Humano provincial aseguraron que “este tipo de fumigación no tiene ningún tipo de peligro para las personas, para la salud; ni tampoco representa ningún tipo de daño ya sea para las plantas, animales o mascotas”.
Comunidad

 

Se recordó que en la campaña contra el vector de las mencionadas enfermedades es importante el compromiso y participación de toda la comunidad, de manera de poder evitar en las casas la proliferación del mosquito vector.

Para ello, se programaron también encuentros con distintos sectores de las comunidades por medio de una charla de la que formaron parte docentes, personal de Gendarmería y de la Policía, personal de la salud, trabajadores municipales y de otros estamentos.

En la ocasión, se insistió en el compromiso ciudadano como “primera barrera contra el mosquito, ya que la principal labor de las familias en las casas es desechar todos los lugares que pueden resultar ser criaderos: latas, botellas, neumáticos, entre otros”.