La Iglesia hizo un llamado “apremiante” a quienes deciden sobre la economía argentina

La institución emitió su mensaje navideño tras el cierre de la 175ª reunión de la comisión permanente de la Conferencia Episcopal Argentina.

La iglesia emitió hoy su mensaje navideño en el que dejó en claro su preocupación por la situación de pobreza que se vive en diferentes puntos del país y urgió a las autoridades nacionales a crear empleo digno y bien remunerado.
El mensaje fue dado a conocer tras la finalización de la 175ª reunión de la comisión permanente de la Conferencia Episcopal Argentina, en el que se atribuyó la precaria situación social del país “a los cálculos mezquinos, la especulación financiera y la subordinación del bien común a intereses electorales”, los cuales “hacen mucho daño al país”.
“Nada es fácil en la Argentina de ayer y de hoy, sobre todo para los que dependen de uno o de dos sueldos y ni pensar si la familia con varios hijos está al margen del sistema laboral y provisional”, advirtieron los obispos en el documento de siete puntos que se le presentarán el martes al presidente Mauricio Macri.
“Cuesta creer que en la tierra bendita del pan, a uno de cada tres argentinos le falte comida, trabajo, salud, educación e igualdad de posibilidades para progresar”, se agregó.
“La emergencia social, declarada hace unos días por el Estado Nacional, nos excusa de dar más ejemplos y comprueba esta cruda y cruel realidad que hoy padecen muchos compatriotas”.
Los obispos realizaron así un reclamo a la dirigencia política y económica a invertir y remover el mercado laboral con el fin de generar una mayor cantidad de empleos de calidad.
“Realizamos un llamado apremiante a los que tienen algún grado de decisión en la economía argentina para que inviertan en fuentes de trabajo dignos y bien remunerados”.
En tanto, la iglesia no abandonó el mensaje de esperanza ante las fechas de las fiestas que se acercan: “El Hijo de Dios, recién nacido, nos recuerda que somos hermanos para que no perdamos la esperanza de un renovado encuentro fraterno entre los argentinos. Entonces sí podremos desear: ¡Feliz navidad para todos!”