Formosa supera los 312 millones de producción diaria de agua potable

Uno de los componentes centrales de la planta fue la construcción de un nuevo centro de distribución de agua potable, mediante la ejecución de la nueva cisterna, estación de bombeo y tanque elevado.

Desde el gobierno provincial a través del Servicio Provincial de Agua Potable y Saneamiento (SPAP) se cuantifico en más de 312 millones de litros diarios de producción de agua potable. La referencia se hizo en el marco de la sustancial mejora dada  las poblaciones de los departamentos Ramón Lista y Bermejo -varias de ellas visitadas los últimos dos días por el gobernador Gildo Insfrán- donde acceden al servicio de agua potable por red más de un 90% de los habitantes y se estimó que se estará alcanzado la cobertura optima en poco tiempo más.
Así se expuso en el marco de la habilitación del nuevo centro de distribución de agua potable de El Potrillo, a unos 580 kilómetros al oeste de esta capital en el marco de la extensa gira por aquella región que presidiera el doctor Insfran. Y se marcó este hecho como “extraordinario”, a decir del dirigente wichi Isaías López, quien recordara las carencias de años atrás cuando debían recorrer de 20 a 30 kilómetros hasta el río Pilcomayo en busca del vital líquido.
“Más del 90% de la población de estas comunidades de los departamentos Ramón Lista y Bermejo, en su gran mayoría aborígenes y criollos, ya accede al agua por red, aunque hay que aclarar que todos consumen agua potable, puesto que aquellos a los cuales aún no se alcanzó a través de las extensiones de redes, se les provee por los transportes cisterna apropiados”,  ratificó el administrador del Servicio Provincial de Agua Potable (SPAP), Julio César Vargas Yegros.
La obra de infraestructura de ampliación del centro de distribución de agua potable de El Potrillo, alcanza con sus beneficios a otros parajes de la zona donde habitan al menos un millar de familias.
Uno de los componentes centrales de la planta fue la construcción de un nuevo centro de distribución de agua potable, mediante la ejecución de la nueva cisterna, estación de bombeo y tanque elevado.
Este centro  tiene como fuente de alimentación un pozo profundo, de 412 metros, construido en el marco del Programa Esmeralda (perforaciones a granes profundidades), y el proyecto beneficia tanto a la localidad de El Potrillo, como a Palmar Largo, El Favorito, Tronquito I y Tronquito II.
Se construyó una cisterna de 450 mil litros de capacidad. Sobre la
misma se erige un edificio para las electrobombas que además alberga a los tableros de comando. Las electrobombas impulsan agua al tanque elevado cuya capacidad es de 75 mil litros, que además abastecen con agua potable a las comunidades de Tronquito I y Tronquito II.
Vargas Yegros expuso que históricamente se daban las mayores dificultades durante los ciclos secos, que tornaban compleja la alimentación de las plantas potabilizadoras, de ahí la decisión política del gobernador de encarar en forma intensiva el estudio de las fuentes de aguas subterráneas, para confirmar que  ese emprendimiento tuvo resultados positivos, sobre todo en los departamentos Ramón Lista y Bermejo, a través del denominado “Proyecto Esmeralda”.
Sostuvo que a la fecha “todas las comunidades aborígenes de mayor concentración poblacional tienen no solamente asegurada la fuente sino que también cuentan con una red de distribución domiciliaria y conexiones en cada vivienda”, confirmó para indicar que, partiendo del oeste hacia el este del territorio, los diversos servicios existentes son alimentados por fuentes de agua subterránea.

Cifras

Se significa en esferas del organismo responsable de las acciones en materia de saneamiento, que “esta mejora superlativa en este fundamental servicio, tuvo un impacto directo en la mejora de los indicadores sociales más sensibles”.
Vargas Yegros, acentúo acerca de la acción de la gestión (Gildo) Insfran “para promover la realización plena de la familia a través de obras y medidas que apuntan fundamentalmente a promover el desarrollo humano”. Se recordó que en el año 1996 se producía 51.200 metros cúbicos diarios, y con esta obra de El Potrillo se supero  los 312.000 metros cúbicos por día, sumado a ello y en el caso de las cañerías el desarrollo excede el 105% y en cuanto a las conexiones se mejoro en un 70%.
“Esto permitió que la cobertura con este vital servicio alcanzara a casi el 90% de la población, para lo cual ha sido fundamental las casi setenta plantas de agua potable y la decena de centros de distribución activas en todo el territorio provincial”, destaco el administrador del SPAP.
Insistió en marcar la enorme transformación  que ha tenido el servicio de saneamiento en general y el agua potable en particular.  A modo de “ejemplos emblemas” de lo que ha sido la transformación del sector, señalo las plantas de agua potable y redes de distribución de Formosa y Pirané, la de Clorinda en marcha.
Sostuvo que “el acceso al agua potable y obras de saneamiento, son también prioridades de nuestro gobierno, atento a su impacto en la salud y calidad de vida de la población”, aludiendo a que “por eso continuaremos con la construcción de nuevas plantas potabilizadoras y obras de mejoramiento de diversa índole en casi todas las localidades”.