COSECHA DE ALGODÓN. Aseguran que la situación es grave para el norte

“Argentina, para tener satisfecha la demanda interna de algodón se verá obligada a tener que importar si quiere mantener las industrias sin cerrarlas”, lamentó Enrique Orban referente de SENASA Chaco-Formosa.

 

Enrique Orban, responsable del SENASA Formosa-Chaco, dialogó con la AM990 sobre la reunión de la mesa algodonera que desembocó en que el organismo se haga cargo del monitoreo de plagas y enfermedades. También, habló sobre la preocupante situación del sector algodonero.
“Venimos en un franco retroceso en el implante de algodón en Formosa y en Chaco sobre todo, que tiene que ver por el precio del algodón con otros cultivos. Prácticamente el precio no ha tenido un incremento significativo para que justifique el área de siembra”, detalló.
Orban comentó además que: “Tenemos la invasión de picudos en todo Chaco y llega prácticamente a Santiago del Estero. Por eso el monitoreo es una ayuda para que el productor sepa en qué momento tiene la presencia de estas plagas y cuando comenzar la aplicación de productos para no tener tantas pérdidas por la infestación”, especificó Orban.
Según el referente de SENASA esto “es grave para el norte, porque el algodón generaba ocupaciones para la gente. Los productores saben trabajar el algodón y sus herramientas están adaptadas para este cultivo. El problema mayor, es que la rentabilidad del algodón es muy negativa. Entonces, invertir una suma de dinero y recibir la mitad del costo por tonelada es un problema”, argumentó a la AM990.
“Argentina, para tener satisfecha la demanda interna de algodón se verá obligada a tener que importar si quiere mantener las industrias sin cerrarlas”, lamentó el funcionario.
Consultado sobre la invasión de langostas que hay en la producción paraguaya y el efecto que podría traer a la provincia, dijo: “Ya estamos en alerta, advirtiendo que el foco que viene de Bolivia y ya está en Paraguay ocupa cien kilómetros de extensión. Ese país está haciendo un tratamiento para detener el avance de la plaga. Estamos en alerta porque es muy agresiva”, explicó.