Actividades de “Pileta Accesible” en el barrio Evita

La pileta se encuentra en funcionamiento de lunes a viernes, de 9 a 11 horas.

Con una nutrida convocatoria y gran algarabía, la Dirección de Discapacidad de la comuna local puso en marcha el programa Pileta Accesible, como parte del proyecto inclusivo municipal, por medio del cual se brinda esta posibilidad a los chicos con discapacidad, a través de este espacio recreativo y de disfrute para ellos y sus familiares.
“Estamos muy felices y orgullosos – afirmó el titular del área Daniel Franco – porque tenemos el gusto de formar parte de este proyecto integrador que no hace otra cosa que transmitir el mensaje del intendente Jofré, que es hacer llegar el municipio a todos los rincones y a cada necesidad de sus habitantes. En esta oportunidad, por medio de este programa para que se pueda sacar provecho y disfrute durante todo el verano, incorporando luego la parte terapéutica y de rehabilitación”, sostuvo.
“Cabe recordar que las actividades se desarrollan en el barrio Evita, Casa 7, Manzana 111, y los requisitos para asistir son: certificado de aptitud física y certificado de discapacidad; además, el chico debe venir con un acompañante dispuesto a entrar a la pileta y deben utilizar un gorro de baño de manera obligatoria”, indicó. “Por el momento, la pileta estará disponible los días lunes y viernes, de 9 a 11 horas, y, si es necesario, se agregará un día más, de acuerdo a la demanda”, agregó el funcionario.
Paola Lezcano es madre de Roberto, que cuenta con un retraso madurativo y asiste a la pileta con gran entusiasmo, y comentó que recibió esta propuesta “con mucha alegría, porque no abundan lugares así en la ciudad, una piscina gratuita donde los chicos puedan divertirse, refrescarse y que les brinden atención. Yo, dentro de mis posibilidades, lo llevaba en verano a alguna pileta muy de vez en cuando, pero esto me da mucha tranquilidad, porque están cuidados permanentemente”, concluyó.
Por último, Marcelina Lezcano, dueña del lugar, afirmó que “fue iniciativa nuestra proporcionar las instalaciones para el proyecto y trabajar en conjunto con la Municipalidad. En lo personal, en agradecimiento a Dios por haberme recuperado de un accidente grave que tuve, asumí el compromiso de ayudar a los chicos especiales, brindando un espacio donde ellos puedan hacer terapia y distenderse en un lugar inclusivo e integrador”, finalizó.